arquetipo

Charles Nègre - Henri Le Secq cerca de una estirge de la catedral de Nôtre Dame (1853)Charles Nègre: La estirge (1853)

En la obra de Proust se recoge una de las experiencias más singulares, una experiencia que parece sustraerse a toda generalización que por ello, en el sentido de la Recherche, es el arquetipo de la verdadera universalidad: que las personas con las que mantenemos una relación decisiva en nuestras vidas aparecen como designadas y ordenadas por un autor desconocido, como si las hubiésemos esperado en este y no en otro lugar; y que, divididas entre diversas personas, nos las volvemos a encontrar una y otra vez; pero esta experiencia se reduce a que hacia su final la liberal, que todavía se reconoce erróneamente como abierta, se convierte, según los conceptos de Bergson, en una sociedad cerrada, un sistema de disarmonía preestablecida.

Theodor W. Adorno: Pequeños comentarios sobre Proust, en Notas sobre literatura, Akal, Madrid, Trad. de Alfredo Brotons Muñoz, 2003, pp. 196-197

Deja un pensamiento

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s