la tregua

Bianca de Vilar - Journeys_iii_7Bianca de Vilar. Journeys_iii_7

«Noto una dificultad de ser.» {De yacer, de doler.} Eso es lo que contesta el señor Fontenelle, ya centenario {ya astronauta}, cuando está a punto de morir {de entrar en órbita} y le pregunta su médico {el mayordomo}: «¿Qué nota, señor Fontenelle?». {Acercándole la aceituna.} Solo que la suya es de  última hora {la última antes de cerrarse la compuerta}. La mía es de toda la vida {la de toda la tregua}.

{Anotación sobre} Jean Cocteau. La dificultad de ser, Siruela, Trad. María Teresa Gallego Urrutia, 2006, p.114

nacer

Bianca de Vilar -Semana Santa (2013)Bianca de VilarSemana Santa (2013)

He sentido verdaderamente que usted rompía la atmósfera alderedor de mí {filo de la corriente de aire cortante que no mata}, que creaba el vacío para permitirme avanzar {a mí con mis errores previos}, para darme el sitio de un espacio imposible a lo que en mí no era todavía más que algo en potencia {sin atrevimiento ni precipicio}, a toda una germinación virtual {un ramillete de posibilidades lógicas}, y que debía nacer, aspirada por el sitio ofrecido {por el sitio para mí conquistado}.

{Intervención} sobre Antonin Artaud. El pesa-nervios, Visor, Trad. de Marcos Ricardo Barnatán, 2002, p.47